La muerte del icono mundial, Diego Armando Maradona, sigue retumbando en el mundo fútbol. En todas las canchas, en todas las ligas, en todos los partidos se lo sigue recordando y homenajeando al 10. El Barcelona, y en especial, Lionel Messi no se quedaron atrás.

Hoy se disputó el partido entre Barcelona y Osasuna por la fecha 11 de La Liga. El partido fue una victoria abultada de los culés por 4 a 0. Pero el resultado fue lo de menos.

En primer lugar, antes de arrancar el partido, el club realizo un minuto de silencio en memoria de Maradona, quien jugó tres temporadas en Barcelona entre los años 1982 a 1985. El homenaje fue emotivo, ya que depositaron en el circulo central la antigua camiseta número 10 que supo lucir la leyenda argentina.

Pero esto no solo quedó en esa conmemoración del Barcelona. Fue Lionel Messi quien sacó a relucir un festejo que hizo emocionar a muchos. En el minuto 73 del partido, tras un golazo de zurda al ángulo, la pulga dejo a todos perplejos, se levantó su camiseta del equipo culé y abajo de ella tenía la casaca de Newell´s. Pero no era cualquier camiseta del club rosarino, era una muy especial, la que uso Diego Maradona en 1993. Y fue allí, en esa celebración, que nos dimos cuenta que algo del pelusa quedó en la pulga.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *